Seleccionar página

Celebramos el día del libro:: La Pequeña Oruga Glotona.

¡¡Buenos días orugas!!  Hoy os queremos contar como hemos celebrado el día del libro y es que la clase del cocodrilo ha disfrutado como nunca con tantos personajes y cuentos como hemos descubierto.

Empecemos por el principio. Cada aula ha trabajado un cuento durante estas semanas previas al día del libro. Los “Cocos” hemos elegido La Pequeña Oruga Glotona de Eric Carle. Un cuento muy divertido y alegre que narra la historia de una pequeña oruguita que se levantó con mucha hambre y por eso empezó a comer y a comer, hasta que al final, como todas las orugas se convirtió en una hermosa mariposa.

Además del cuento, preparé los dibujitos recortados y plastificados, y con un poquito de velcro detrás, lo fuimos contando mientras lo íbamos pegando en un marco de fieltro. ¡¡Qué bonito!!

También quisimos colaborar en el Árbol de los Cuentos que hicimos a modo de mural, donde cada ramita pertenecía a una clase y a un cuento; Cucu-Trás, El Pollo Pepe, La Cebra Camila…. y como no, nuestras pequeñas oruguitas. ¿Queréis verlas?

     

Por último, aprovechando el éxito de este cuento, se me ocurrió hacer este simpático personaje con plastilina. Y así, con rodillos y cortadores nos pusimos manos a la obra. ¡Mirad que concentrados!

 

Y aquí está nuestra super Oruga Glotona. ¿A qué es una monería?

 

 

Además de este cuento, hemos estado viendo otros muchos. Uno de los que más nos ha gustado es el de “¡Qué viene el lobo!”. Donde los animales preparan una fiesta sorpresa a su amigo lobo y como no, hemos querido hacerle un pequeño detalle a nuestro querido lobo. 

 

Y vosotros, ¿como lo habéis celebrado? Espero que nos enseñéis todas vuestras actividades.

Un beso gordo!

 

 

 

                                   

Conocemos los numeros:: Aprendemos a contar

¡¡Hola!! ¿Qué tal estáis? Espero que lo hayáis pasado genial es estas vacaciones. Hoy os quiero enseñar un método para contar que me ha resultado bastante interesante. Pero tranquilos, que no vamos a contar cuántas torrijas os habéis comido en Semana Santa.

Hace ya algún tiempo, leí un nuevo método por el cual enseñaban matemáticas de una manera sencilla, natural pero sobre todo de una manera divertida.

Para mi es algo fundamental, ya que si los niños no disfrutan aprendiendo, probablemente perdamos su interés en poco tiempo. 

Investigando un poco sobre este metodo, pude comprobar algunos principios por los que se rigen y me gustaría compartirlo con vosotros.

  • Principio de la experiencia: Es necesario la manipulación activa por parte del alumnado, siendo así el verdadero protagonista de este aprendizaje. 
  • Principio de la transparencia: Quiere decir que el niño podrá observar los pasos y procesos que se construyen en los contenidos matemáticos, llegando a una comprensión total.
  • Principio de la adaptación al ritmo individual: este método es muy flexible y permite adaptarnos individualmente a cada niño.

Aunque es cierto, que hablan de iniciar este método a partir de los tres años, no existe ningún motivo por el que no pueda introducirse antes.  

Como me resulta muy curiosa la forma que tienen de proponer los conceptos matemáticos me decidí a hacer una pequeña actividad y poder comprobar así este sistema. 

Para ello, como en otras muchas ocasiones, comenzamos con una canción. Muy pegadiza y que los niños aprendieron super rápido. Aquí os la dejo.

 

 

Después, siguiendo el principio de la experiencia, propusimos el juego “El mono tiene hambre”. Un juego bastante sencillo que comprendieron a la primera.

Cada uno de nosotros tendría que dar al mono los plátanos que la Seño Ana fuera indicando, y para ello iríamos contando en alto. Si nos pasamos, el mono se pondrá malito. ¡¡Atentos!!

 

 

Aunque de momento solo sabemos contar hasta el diez, iremos aprendiendo poquito a poco. ¿A qué es divertido?

Tan divertido y tan real que Carlos antes de contar los plátanos para nuestro amigo, les daba algún que otro bocadito…

¡¡Se les abrió el apetito!! 

Os dejo por aquí las laminas de los números que usamos en clase, recordar que podéis descargarlas en

MATERIAL PARA DESCARGAR

 

Bueno, hasta aquí por hoy. Luego os enseñaré mas cosillas nuevas que tengo por ahí escondidas… Ahhh por cierto, gracias Maria Jose por el mono, ¡¡es genial!!

Muacks!!

¿Como trabajamos las partes del cuerpo?: Ideas para trabajar el esquema corporal

Hace unos días, una compañera me comentó una actividad que estaba haciendo para trabajar el esquema corporal y me pareció muy buena idea. Decidí hacer un “examen sorpresa” a mis bichetes para ver que tal andaban y si conocían las partes del cuerpo y tengo que decir que sacaron buena nota. 

Empezamos señalando las partes de la cara; los ojos,la nariz, la boca, los dientes… Después nos fuimos a términos un poco más difíciles como las cejas, las pestañas… Es verdad que estos últimos les costaba un poquito más, pero aún así demostraron bastante inquietud. Luego seguimos con las manos, los brazos, el culete,las piernas… Y por último metimos conceptos como rodilla, codo, etc.

Os dejo una canción que encontré por Internet que me resultó bastante útil para trabajar este tema.  

https://soundcloud.com/seno-ana-nusky88/tengo-dos-manitas

Después hicimos un pequeño juego donde debían colocar las partes de la cara. En una pizarra de rotulador o simplemente en un folio, dibujamos la cara de un niño o de una niña, pero no podemos ponerle nada.

Por otro lado recortamos los ojos, la nariz, la boca, las orejas… y con un poquito de iman (si lo hacemos en una pizarra blanca) o un poco de velcro si lo hacemos sobre otra superficie.                                                                                               Los niños deberan ir colocando en el lugar que corresponde cada una de las partes de la cara. 

¿Queréis ver como lo hicieron? Pues aquí lo tenéis.

 

Aunque no los colocaban del todo en su sitio, si eran capaces de ordenarlos en el orden correcto. ¡¡Qué campeones!! 

Para que puedan jugar en clase, he imprimido unos dibujos de la cara y las demás partes de la cara. 

Existen muchas opciones, solo hay que echarle un poquito de imaginación. Os dejo por aquí varios ejemplos que descubrí por Internet.

 

 

 

Además de materiales “caseros” tenemos otras opciones. Una de mis favoritas es el famoso Sr Potato. Podemos encontrar los que vienen con su cuerpo, o si queremos podemos hacerlo con plastilina e ir añadiendo las distintas partes del cuerpo. 

 

Espero que os haya gustado… ¿Nos leemos pronto? Os estaré esperando.  

Taller de experimentación: ¡¡Con los pies!!

¡Hola amigos! Hoy os vamos a contar una actividad que podemos titular “descubriendo con los pies” Se trata de un taller de experimentación muy pero que muy divertido, ya que los pies juegan un papel fundamental.

Una de las principales fuentes por la que percibimos la información es el tacto, que desde el nacimiento nos pone en contacto con el entorno. Sumado a esto, diversos estudios demuestran que a través de los pies el niño interacciona mejor debido a una mayor sensibilidad a la misma vez que contribuye al desarrollo muscular del bebé.

Por todo esto, decidimos hacer un circuito de texturas con alfombras de diferentes materiales que provocaban muy diferentes reacciones. Había alfombras de plástico típicas de la ducha, de pelitos, felpudos, de hierba artificial… Lo primero que tuvimos que hacer fue…¡¡Quitarse los zapatos!!

 

¡Muy bien Álvaro! ¿Soy yo, o el ultimo pinchaba un poquito? 

Al mismo tiempo, se me ocurrió una alternativa, ¿por que no gatear sobre esas texturas? Y voila, aquí tenéis el resultado.

 

Esta actividad nos ha gustado mucho y al mismo tiempo hemos podido aprender conceptos nuevos; suave, aspero,blandito…

Lo ideal hubiera sido hacerlo completamente descalzos, sin calcetines, pero como hacía un poquito de frio… ¡Lo apunto para el verano!

Aquí os dejo otra propuesta que encontré por Pinterest. Lo que más me gusta de esta alternativa es como involucran a los papás en las actividades del aula. 

Se hace una plantilla, en este caso usaban pies y se les entrega a los padres para que le pongan alguna textura; tela, algodon,estropajo… ¡Hay muchas opciones! Después con todas ellas, se hace un caminito por el que cada uno de los niños debe pasar.

 

Espero que os haya gustado y si tenéis algún juego de experimentación, esperamos ansiosos que nos los contéis. Queremos seguir aprendiendo. 

Un beso gordo. Nos leemos pronto. 

Nos vamos de excursión: ¡¡Qué frío!!

¡¡Hola amigos!! ¿Qué tal lleváis el miércoles? Hoy no hace tanto frío..¿eh? Bueno, dejémonos de charlas y centremos en nuestra super excursión. No es nuestra primera excursión, ya que en Noviembre nos fuimos a ver las hojas del Otoño. Por si no lo recordáis os invito a leerla aquí.

Desde varias semanas, hemos estado trabajando el invierno en la asamblea; la canción del invierno, las prendas, el tiempo que hace… Por fin pudimos trabajarlo en directo, como a mi me gusta. Creo que es la forma en la que los niños aprenden más, viviendolo.

Para ello, les pedimos a los papás que trajeran guantes, bufandas, gorro y el abrigo por supuesto ya que nos iríamos a dar una vuelta por el barrio. Antes que nada, preparamos las parejas con la ya conocida frase “cada oveja con su pareja”, y recordamos que no nos podíamos soltar porque era peligroso y podían venir coches.

Con nuestros gorros puestos, las bufandas atadas y los guantes colocados emprendimos nuestro camino. Los niños iban muy contentos, y todo les llamaba la atención. ¡Incluso una fuente! Estuvimos contemplando la fuente durante un buen rato,pero es cierto, que en muchas ocasiones me temí que alguno acabara dentro.😂😂😂😂

-¡Que frío hace!- dijo Marta. 

-Pero llevamos guantes, vamos calentitos. – dijo Jorge

Después nos fuimos a una plazoleta donde pudimos ver los coches que pasaban, incluso una moto, hacia mucho ruido. Algunos empezaron a dar vueltas alrededor de un árbol, era muy divertido. 

Pero hubo algo que llamó la atención de los peques… ¡un perro! Vimos un pequeño perro que estaba siendo paseado y se acercaron corriendo con risa nerviosa. 

De vuelta a la escuela, nos sorprendió un sonido. En una de las casas había nada más y nada menos que un gallo y nos divirtió con su kikiriki. Estuvimos esperando a ver si cantaba otra vez. Y cada vez que lo hacía se escuchaba una gran carcajada. 

Como anécdota, os puedo contar lo que dio de sí una lata de coca-cola que se encontraron en el suelo. Y es que su conversación era de los más entretenida.

-¡Mira cacacola! Yo bebo cacacola, como mi mamá…

-Mi mamá dice no cacacola.

Dicha  conversación se extendió durante varios minutos, con sus lengüecillas de trapo. Y como podéis imaginar yo me partía de risa, no podía evitarlo.

Aquí os dejo algunas fotillos de nuestra super excursión de invierno.

 

¿Qué os ha parecido? No llevábamos nada de frío, íbamos muy bien abrigados para no pasar ni chispa de frío. ¡Por cierto! Esta es la canción que cantamos, esperamos que os guste. 

¡¡Un beso gordo!!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

A %d blogueros les gusta esto: